Mailvelope - OpenPGP encryption for webmail

Publicado10 August 2016

Tabla de contenido

...Loading Table of Contents...

    Mailvelope es una extensión libre y de código abierto que te permite enviar y recibir textos y adjuntos encriptados de correo electrónico al usar servicios de correo web. Depende de la misma forma de encriptación con clave pública como GnuPG y PGP.

    Lectura recomendada

    Qué obtendrás de esta guía

    • La capacidad de enviar y recibir correo electrónico encriptado integral que terceros no pueden leer
    • La capacidad de firmar digitalmente tu correo electrónico y autenticar correo electrónico firmado por otros

    1. Introducción a Mailvelope

    Mailvelope es una extensión de navegador que te permite encriptar, desencriptar, firmar y autenticar mensajes de correo electrónico y archivos usando OpenPGP. Funciona con correo web y no necesitas descargar ni instalar software adicional. Aunque Mailvelope carece de muchas de las funciones que ofrecen Thunderbird, Enigmail y GnuPG, probablemente sea la manera más fácil para que los usuarios de correo web empiecen a aprovechar la encriptación integral.

    1.0 Lo que debes saber de Mailvelope antes de empezar

    Mailvelope depende una forma de criptografía de clave pública que requiere que todo usuario genere su propio par de claves. Este par de claves se puede usar para encriptar, desencriptar y firmar contenido digital como mensajes de correo electrónico. Incluye una clave privada y una clave pública:

    • Tu clave privada es extremadamente delicada. Cualquier persona que haya podido obtener una copia de esta clave podrá leer el contenido encriptado que estaba destinado solamente para ti. También podría firmar mensajes para que parezca que vienen de ti. Tu propia clave privada está encriptada a una contraseña que escogerás cuando generes tu par de claves. Debes escoger una contraseña fuerte y cuidar que nadie tenga acceso a tu clave privada. Usarás tu clave privada para desencriptar mensajes que te hayan enviado quienes tengan una copia de tu clave pública.

    • Tu clave pública está diseñada para que la compartas con otros y no se puede usar para leer un mensaje encriptado ni falsificar un mensaje firmado. Una vez que tengas la clave pública de alguien con quien te escribas, puedes empezar a enviarle mensajes encriptados. Solamente esa persona podrá desencriptar y leer esos mensajes porque es la única que tiene acceso a la clave privada que coincide con la clave pública que estás usando para encriptarlos. De manera similar, para que alguien te envíe correo encriptado, debe obtener una copia de tu clave pública. Es importante verificar que la clave pública que estás usando para encriptar correo electrónico realmente pertenezca a la persona con quien estás tratando de comunicarte. Si tú o la persona con quien te escribes son engañados para encriptar correo electrónico con la clave pública equivocada, la conversación no será segura.

    Mailvelope también te permite adjuntar firmas digitales a tus mensajes. Si firmas un mensaje usando tu clave privada, cualquier destinatario con una copia de tu clave pública puede verificar que lo hayas enviado tú y que su contenido no ha sido adulterado. De manera similar, si tienes la clave pública de una persona con quien te escribes, puedes verificar sus firmas digitales.

    Mailvelope te permite:

    • Generar un par de claves de encriptación
    • Exportar tu clave pública para que la puedas compartir con otros
    • Importar las claves públicas de otras personas
    • Redactar, encriptar y firmar mensajes correo electrónico
    • Desencriptar y autenticar mensajes
    • Encriptar, adjuntar y desencriptar archivos

    Las personas con quienes te escribes no tienen que usar Mailvelope, pero deben usar alguna forma de encriptación OpenPGP. Varias están enumeradas abajo.

    Como Mailvelope es la extensión de un navegador, solamente funcionará con el navegador en que esté instalado. Si quieres usar Mailvelope con un navegador diferente, deberás volverlo a instalar. Esto es así aunque los dos navegadores estén en la misma computadora. También deberás exportar todas tus claves e importarlas en la nueva copia de Mailvelope.

    1.1 Otras herramientas como Mailvelope

    Como Mailvelope es la extensión de un navegador, funciona en la mayoría de los sistemas operativos de escritorio. Esto incluye GNU/Linux, Microsoft Windows y Mac OS X. No funciona con Android ni dispositivos móviles iOS. A continuación algunas alternativas libres y de código abierto:

    • Thunderbird with Enigmail cliente completo de correo electrónico con encriptación PGP agregada para GNU/Linux, Microsoft Windows y Mac OS X
    • GPG4Win serie de herramientas de encriptación PGP para correo electrónico y archivos para Microsoft Windows
    • GPG Tools Suite para Mac OS X
    • gpg4usb herramienta PGP portátil que se ejecuta independientemente para GNU/Linux y Microsoft Windows
    • Mailpile próximo cliente de correo compatible con OpenPGP para GNU/Linux, Microsoft Windows y Mac OS X

    2. Generar y compartir claves de encriptación

    Antes de empezar a encriptar y desencriptar correo electrónico, debes dar tres pasos preliminares:

    • Generar tu par de claves de encriptación (o importarlo, si ya lo tienes)
    • Exportar tu clave pública y enviarla a tus contactos
    • Importar claves públicas de tus contactos

    2.1 Generar un par de claves

    Para generar tu par de claves, abre el navegador donde instalaste Mailvelope y sigue los pasos a continuación..

    Paso 1. Haz clic en el ícono del candado de Mailvelope en la barra de herramientas de tu navegador para activar la siguiente pantalla

    Paso 2. Haz clic en [Opciones] para activar la pantalla de Opciones de Mailvelope

    Paso 3. Haz clic en [Generar clave] y escribe tu información en los campos, como se muestra abajo:

    Importante:

    • Escoge una contraseña fuerte para proteger tu clave privada (ver Crear y mantener contraseñas seguras para mayor información).
    • No tienes que usar tu nombre real al generar tu clave, pero debes ingresar el correo electrónico de la cuenta con la que vayas a usar Mailvelope. Si quieres, puedes crear una nueva cuenta de correo electrónico específicamente para este fin.
    • Te recomendamos que generes un par de claves único para cada cuenta de correo electrónico que quieras usar con Mailvelope.

    Paso 4. Saca la marca del recuadro Cargar clave pública con servidor de claves de Mailvelope

    Paso 5. Haz clic en [Enviar] para empezar a generar tu par de claves:

    Cuando hayas terminado, Mailvelope mostrará: "¡Felicitaciones! Nueva clave generada e importada al llavero".

    Paso 6. Haz clic en Mostrar claves para echar un vistazo a tu nuevo par de claves, como se muestra en la sección de abajo

    2.2 Exportar y enviar tu clave pública con Mailvelope

    Debes compartir tu clave pública con otros para que puedan enviarte correo electrónico encriptado. También debes compartir la huella digital completa de tu clave, aunque por un canal diferente, para que las personas con quienes te escribes puedan verificar que la clave pública que enviaste realmente te pertenece. Nunca debes compartir tu clave privada, pues todo aquel que tenga una copia puede desencriptar mensajes que te hayan enviado y firmar mensajes para que parezca que los envías tú.

    Para exportar tu clave pública, sigue los pasos a continuación.

    Paso 1. De la pestaña Opciones de Mailvelope del navegador, elige la pestaña Administración de claves y luego haz clic en [Mostrar claves], a la izquierda.

    Paso 2. Haz clic en la clave que quieres exportar (en nuestro caso, la clave pública que acabamos de generar es la única que tenemos).

    Esto activará la pantalla siguiente:

    Esta pantalla muestra, entre otras cosas, la huella digital de tu par de claves. Por ejemplo, la huella digital del par de claves que acabamos de generar para ekaterina@riseup.net es 3B9F 54DD 571A 6F77 251D 92E7 E8B1 F5E6 FBB4 EFFE.

    Paso 3. Haz clic en la pestaña Exportar.

    Importante: Asegúrate de que esté seleccionado [Pública] en la parte de arriba de la pantalla. Si están seleccionados [Privada] o [Cualquiera], terminarás exportando tu clave privada. Nunca debes enviar tu clave privada a otra persona ni cargarla a un servidor (las únicas razones por las que podrías exportar tu clave privada es hacer una copia de respaldo encriptada o para migrar tus claves a un nuevo navegador web). El nombre del archivo por defecto deberá terminar con "_Pub.asc".

    Paso 5. Haz clic en [Guardar ] para guardar tu clave pública

    Paso 6: Envía el archivo que acabas de exportar (Elena_Katerina_Pub.asc, en este caso) a las personas con las que quieras intercambiar correo electrónico encriptado.

    2.3 Importar una clave pública con Mailvelope

    Antes de que puedas encriptar un mensaje para un destinatario, deberás importar su clave pública. Para importar la clave pública de un destinatario usando Mailvelope, sigue los pasos a continuación.

    Paso 1. Luego de recibir una clave pública como adjunto, guarda el archivo en algún lugar de tu computadora.

    Paso 2. De la pestaña del navegador Opciones de Mailvelope, elige la pestaña Administración de claves y luego haz clic en [Importar claves] a la izquierda.

    En esta pantalla, podrás:

    • Buscar el servidor de una clave pública escribiendo el nombre, dirección de correo electrónico o identificación de clave de la persona con quien te escribes
    • Elegir un archivo de texto que contenga una clave
    • Copiar y pegar el bloque de texto dentro de un archivo de clave

    Los pasos a continuación asumen que has recibido el archivo de la clave y que lo has guardado en tu computadora, así que usaremos la segunda opción.

    Paso 3. Haz clic en [Elige un archivo de texto con una clave para importar].

    Paso 4. Navega al archivo de la clave en tu computadora y haz clic en [Importar]

    Cuando hayas terminado, Mailvelope mostrará algo como: "¡Felicitaciones! La clave pública 6764717C5D64FBB6 del usuario Mansour <mansour@riseup.net> ha sido importada al llavero"

    Si haces clic en [Mostrar claves], a la izquierda de la pestaña de Administración de claves, debes ver tu clave pública recién importada:

    Antes de enviar un mensaje encriptado a la persona con quien te escribes, debes verificar su clave.

    2.4 Verificar la clave pública de una persona con quien te escribes

    Ahora debes verificar que la clave que has importado realmente vino de la persona a quien crees que le pertenece. Tú y las personas con quienes te escribes por correo electrónico deben hacer este proceso para cada clave pública que reciban.

    Para verificar la clave pública de la persona con quien te escribes, contáctala usando un medio de comunicación que te permita estar absolutamente seguro de que estás hablando con la persona correcta. Las reuniones presenciales son lo mejor, pero las conversaciones de voz y video son aceptables si confías en poder reconocer su voz o su aspecto. Intercambiarás huellas digitales de claves públicas, que no tienen que mantenerse en secreto, así que esta conversación no tiene que ser confidencial en la medida en que se abstengan de tratar asuntos delicados.

    Tú y la persona con quien te escribes deben verificar las huellas digitales de las claves públicas que han intercambiado. Una huella digital es una serie única de números y letras que identifican una clave. Puedes usar la sección Mostrar claves de la pestaña [Administración de claves] en Opciones de Mailvelope para determinar:

    • La huella digital de un par de claves que has generado
    • La huella digital de las claves públicas de otras personas que has importado

    Para ver la huella digital de un par de claves particular, sigue los pasos a continuación:

    Paso 1. Haz clic en [Mostrar claves], a la izquierda en la pestaña Administración de claves.

    Paso 2. Haz clic en la clave que quieres verificar

    En la ventana de Detalles de claves, verás la huella digital de la clave selecionada. Por ejemplo, la huella digital de ekaterina@riseup.net es 3B9F 54DD 571A 6F77 251D 92E7 E8B1 F5E6 FBB4 EFFE.

    La persona con quien te escribes debe realizar estos pasos también. Para verificar huellas digitales:

    • Lee la huella digitai del par de claves de la persona con quien te escribes,
    • Haz que verifique que la huella digital que tiene para tu clave pública coincida con la que le acabas de decir,
    • Haz que la persona con quien te escribes lea tu huella digital para su clave pública,
    • Verifica que la huella digital que tienes para su clave pública coincida con la que te acaba de decir,
    • Si las huellas digitales no coinciden, vuelvan a intercambiar claves públicas y repitan en proceso.

    Nota: Como las huellas digitales no son delicadas en sí mismas, tranquilamente puedes anotar la huella digital que te lea la persona con quien te escribes. Entonces, cuando tengas más tiempo, puedes verificar que coincida con la huella digital que tienes para su clave pública. Es por eso que algunas personas imprimen la huella digital de su par de claves en sus tarjetas de presentación.

    2.5 Haz copias de respaldo y recupera todas tus claves

    El par de claves que has generado y las claves públicas que has recopilado y verificado son el elemento más importante de tu instalación de Mailvelope. Puedes guardar todas estas claves en un único archivo para tener un respaldo. Ver Recuperarse de pérdida de información para planificar una estrategia segura de copias de respaldo. Recomendamos actualizar este respaldo en cualquier momento que generes un nuevo par de claves o importes y verifiques una clave pública importante.

    Importante: Como este archivo contiene tu clave privada, no debes cargalo en el servidor ni en ningún tipo de "almacenamiento en la nube."

    Para guardar todas tus claves en un único archivo, sigue los pasos a continuación de la pestaña Administración de claves de Mailvelope

    Paso 1. Haz clic en [Mostrar claves]

    Paso 2. Haz clic en [Exportar]

    Nota: Puedes escoger cualquier nombre y ubicación para el archivo que contendrá tus claves. En este ejemplo, usaremos el nombre por defecto: all_keys.asc

    Paso 3. Haz cilc en [Guardar]

    Paso 4. Haz una copía de respaldo seguro, luego elimínala de tu computadora.

    Importante: Este archivo contiene tus claves privadas, por lo que debes guardar bien tu copia de respaldo. Por ejemplo, tal vez lo quieras guardar en un contenedor VeraCrypt encriptado o bien oculto en tu dispositivo de almacenamiento USB.

    Para importar todas las claves en este archivo, sigue los pasas para Importar la clave pública de una persona con quien te escribas en la Sección 2.3.

    3. Configurar Mailvelope para trabajar con tu servicio de correo web

    Mailvelope viene preconfigurado para trabajar con varios servicios de correo web, incluido Gmail. Puedes revisar si Mailvelope ya está configurado para trabajar con tu proveedor de correo web iniciando sesión en tu cuenta de correo electrónico y redactando un nuevo mensaje. Debes ver un botón de Mailvelope en la esquina superior derecha de la zona del mensaje, como se muestra a continuación:

    Si ves este botón, puedes omitir los pasos restantes de esta sección.

    Para hacer que Mailvelope funcione con la interfaz de correo web Roundcube que usan Riseup y otros proveedores, sigue los pasos a continuación. Siguiendo un proceso similar, también debes poder configurar Mailvelope para otros proveedores de correo web.

    Paso 1. Inicia el navegador en donde instalaste Mailvelope

    Paso 2. inicia sesión en tu cuenta de correo electrónico

    Paso 3. Navega a tu bandeja de entrada y abre cualquier mensaje de correo electrónico

    Paso 4. Haz clic en el ícono del candado de Mailvelope en la barra de herramientas de tu navegador para abrir el menú de Mailvelope como se muestra abajo

    Paso 5. Haz clic en [Agregar] para mostrar una pantalla que contenga una Lista de proveedores de correo electrónico

    Al final de la lista, debes ver una nueva entrada para mail.riseup.net.

    Paso 6. Regresa a la pestaña de tu navegador con tu correo web.

    Paso 7. Haz clic en Redactar para escribir un nuevo correo electrónico.

    Paso 8. Haz clic en el ícono del candado de Mailvelope en la barra de herramientas de tu navegador para abrir el menú de Mailvelope como se muestra abajo

    Paso 8. Haz clic en [Agregar] otra vez.

    Nuevamente, tu navegador mostrará una pantalla que contenga una Lista de proveedores de correo electrónico.

    Paso 9. Cierra esta pestaña del navegador y regresa a tu correo web.

    Paso 10. Recarga la página en donde estás redactando un nuevo correo electrónico.

    Debes ver un botón de Mailvelope es la esquina superior derecha de la zona de mensajes, como se muestra abajo:

    4. Encriptar y desencriptar mensajes y archivos

    Luego de intercambiar claves y de asegurarte de que Mailvelope está configurado para trabajar con tu proveedor de correo web, puedes empezar a encriptar y desencriptar mensajes.

    Para una explicación de cómo funciona Mailvelope, lee la sección Lo que deberías saber sobre esta herramienta antes de empezar, arriba. Y ten en cuenta que Mailvelope solamente protege el contenido de mensajes y adjuntos. La siguiente información nunca está encriptada:

    • La línea de Asunto:
    • La dirección de correo electrónico del remitente
    • Las direcciones de correo electrónico de los destinatarios
    • Nombres de archivo de los adjuntos
    • Cualquier nombre verdadero que pueda estar asociado con remitentes y destinatarios ("Elena S. Katerina", por ejemplio, en la dirección de correo electrónico: "Elena S. Katerina <ekaterina@riseup.net>")

    Así que escoge con cuidado las líneas de tu asunto y evalúa crear un par de claves para al menos una cuenta de correo electrónico que no incluya tu nombre real.

    Por último, cuando envíes correo electrónico encriptado, puedes estar seguro de que una copia — encriptada a tu clave pública — se colocará en la carpeta Enviados de tu correo.

    4.1 Encriptar mensajes con Mailvelope

    Con el navegador en el que instalaste Mailvelope, inicia sesión en una cuenta de correo web con la que Mailvelope ha sido configurado para trabajar, luego empieza a escribir el nuevo mensaje y sigue los pasos a continuación:

    Paso 1. Llena los campos Para:, Cc: y Asunto: como siempre:

    Nota: Si no ves el botón de Mailvelope en la esquina superior derecha de la zona de mensajes, por favor consulta la sección Configurar Mailvelope para trabajar con tu proveedor de correo web, arriba.

    Paso 2. Haz clic en el botón de Mailvelope en la esquina superior derecha de la zona de mensajes para abrir la ventana de Redactar mensaje de Mailvelope.

    Paso 3. Escribe tu mensaje.

    Importante: Si tu intención es encriptar un mensaje, debes escribirlo en la ventana especial de Redactar mensaje de Mailvelope en vez de la zona normal de texto que muestra la interfaz de tu correo web. De otra manera, tu proveedor de correo web puede registrar borradores no concluidos, como si estuvieras escribiendo, sin que tú lo sepas.

    Todas las direcciones de correo electrónico en los campos Para:, Cc: y Cco: se copiarán en el campo de destinatarios de la ventana de Redactar mensaje de Mailvelope. Tu mensaje estará encriptado en todas las claves públicas asociadas con la dirección que se muestre aquí (y también tu propia clave pública). Puedes agregar o eliminar manualmente direcciones en la ventana de Redactar mensaje. Si alguna de estas direcciones está marcada con rojo, indica que no tienes una clave pública para ese destinatario, y no podrás enviar el mensaje a menos que retires a este destinatario o consigas su clave pública.

    Nota: Por la manera en que funciona OpenPGP, no debes confiarte en el campo Cco para ocultar la existencia de algunos destinatarios de otros destinatarios.

    Paso 3. Cuando hayas terminado de elegir destinatarios y de redactar tu mensaje, haz clic en [Encriptar]. Tu mensaje será encriptado y transferido a la zona normal de mensajes de tu correo web.

    Paso 4. Haz clic en [Enviar].

    4.2 Desencriptar mensajes con Mailvelope

    Con el navegador en el que instalaste Mailvelope, inicia sesión en una cuenta de correo web con la que Mailvelope esté configurado para trabajar, abre un mensaje encriptado que alguien te haya enviado y sigue los pasos a continuación:

    Mailvelope detectará automáticamente si un mensaje entrante está encriptado. Mostrará el ícono de Mailvelope encima del mensaje encriptado, como se muestra abajo:

    Paso 1. Haz clic en el ícono de Mailvelope de para activar la pantalla de contraseña.

    Paso 2. Escribe la contraseña que escogiste cuando generaste tu par de claves

    Importante: Si marcas el recuadro Recordar contraseña temporalmente, Mailvelope recordará tu contraseña durante 30 minutos (puedes cambiar este periodo en las Opciones de Mailvelope). Te recomendamos que saques la marca de este recuadro a menos que estés a punto de desencriptar muchos mensajes.

    Paso 3. Haz clic en [OK] para desencriptar el mensaje

    Nota: Si Mailvelope muestra un mensaje que dice ¡Error! No se encontró clave privada para este mensaje, quiere decir que el remitente no encriptó este mensaje a tu clave pública (y tal vez ni tenga tu clave pública). No podrás desencriptar el mensaje. Ponte en contacto con el remitente y pídele que reenvíe el mensaje encriptado a tu clave. Tal vez quieras enviarle tu clave y ofrecerle verificar tu huella digital.

    Importante: Por lo general, no es buena idea hacer copias no encriptadas de mensajes o adjuntos encriptados y guardarlos en tu computadora.

    4.3 Firmar y verificar mensajes con Mailvelope

    4.3.1 Firmar un mensaje

    ´Para firmar un mensaje, sigue los pasos a continuación.

    Paso 1. Redacta un mensaje en la ventana Redactar mensaje de Mailvelope, como se muestra a continuación:

    Paso 2. Haz clic en [Firmar].

    Paso 3. Elige una clave privada a usar cuando firmes el mensaje.

    Paso 4. Haz clic en [OK].

    Paso 5. Escribe la contraseña para la clave que elegiste.

    Mira que hemos sacado la marca de la opción Recordar contraseña temporalmente.

    Paso 6. Haz clic en [OK].

    El mensaje firmado se copiará en la zona de mensaje de tu correo web, como se muestra a continuación:

    Importante: Cuando firmes un correo electrónico, no estará encriptado. Ten en cuenta que todavía puedes leer el contenido del mensaje de abajo. El bloque de texto debajo del mensaje es la firma digital. No edites el mensaje antes de enviarlo. Si lo haces, a los destinatarios se les dirá que tu firma no es válida.

    Paso 7. Haz clic en [Enviar].

    4.3.2 Verificar un mensaje firmado

    Para verificar un mensaje firmado, sigue los pasos a continuación mientras ves el mensaje.

    Paso 1. Haz clic en el ícono del sobre con el sello rojo que se muestra sobre el mensaje.

    Si tienes la clave pública de este remitente, debe aparecer un recuadro verde encima del mensaje para que sepas que firmó la clave privada correspondiente y que no fue cambiada en el camino.

    Importante: Si ves un recuadro rojo que dice Firma no válida, el mensaje puede haber sido adulterado o enviado por otra persona. Debes ponerte en contacto con la persona en el campo De: usando otro canal de comunicación y confirmar que esa persona te lo envió.

    Si ves un recuadro amarillo que dice Firmado con una clave desconocida, quiere decir que no tienes una clave pública que corresponda a la clave privada usada para firmar el mensaje. No podrás verificar la firma hasta que tengas y valides la clave pública correcta.

    4.4 Encriptar y desencriptar archivos con Mailvelope

    Mailvelope también puede encriptar y desencriptar archivos. Los archivos encriptados se pueden adjuntar a mensajes de correo electrónico.

    4.4.1 Encriptar y adjuntar archivos

    Para encriptar un archivo, sigue los pasos a continuación usando el navegador en el que instalaste Mailvelope.

    Paso 1. Haz clic en el ícono del candado de Mailvelope en la barra de herramientas de tu navegador y elige Opciones para abrir la pestaña de Opciones de Mailvelope del navegador.

    Paso 2. Elige la pestaña [Encriptación de archivos].

    Paso 3. Haz clic en Encriptación al lado izquierdo.

    Paso 4. Haz clic en [+ Agregar] para elegir los archivos que quieres encriptar, como se muestra a continuación.

    En este ejemplo, hemos elegido un archivo de imagen llamado picture.png. Puedes agregar más de un archivo. Cada uno se encriptará por separado a las claves públicas que elijas.

    Paso 5. Haz clic en [Siguiente].

    Paso 6. Elige un destinatario para quien quisieras encriptar los archivos elegidos.

    Paso 7. Haz clic en [Agregar].

    En este ejemplo, elegimos claves para Elena y Mansour. Puedes elegir más de una persona, incluyéndote.

    Paso 8. Haz clic en [Encriptar].

    Paso 9. Haz clic en [Guardar todo] para guardar los archivos encriptados.

    Los archivos encriptados se guardarán en el lugar donde tu navegador guarde los achivos descargados (lo más probable es que sea en la carpeta Descargas). Los archivos encriptados tendrán una nueva extensión, .asc. Por ejemplo, picture.png pasará a ser picture.png.asc. Ahora puedes enviar los archivos encriptados como adjuntos usando la función normal para adjuntar del proveedor de tu correo web.

    Importante: Ten en cuenta que aún tienes la versión no encriptada en algún lugar en tu computadora, así que asegúrate de enviar la versión encriptada (la que termina en .asc). Además, recuerda que el nombre original del archivo sigue siendo visible y no estará encriptada. Así que escoge un nombre que no revele información delicada.

    4.4.2 Desencriptar archivos

    Para desencriptar un archivo, sigue los pasos a continuación. Si recibiste el archivo encriptado como adjunto, estos pasos asumen que ya lo has guardado en algún lugar de tu computadora.

    Paso 1. Haz clic en el ícono del candado de Mailvelope en la barra de herramientas de tu navegador y elige Opciones para abrir la pestaña Opciones de Mailvelope de tu navegador.

    Paso 2. Elige la pestaña [Encriptación de archivos]

    Paso 3. Haz clic en Desenciptación al lado izquierdo.

    Paso 4. Haz clic en [Agregar] y elige un archivo que quieres desencriptar.

    Ahora puedes elegir múltiples archivos encriptados, en la medida en que todos se encriptaron usando la misma clave pública.

    Paso 5 Haz clic en [Siguiente].

    Paso 6. Escribe la contraseña de tu clave privada.

    Nótese que hemos sacado la marca de la opción Recordar contraseña temporalmente.

    Paso 7. Haz clic en [OK].

    Paso 8. Haz clic en [Guardar todo] para guardar los archivos desencriptados.

    Los archivos desencriptados se guardarán en donde tu navegador guarda los archivos descargados (lo más probable es que sea en la carpeta Descargas).

    PREGUNTAS FRECUENTES

    P: ¿Se puede instalar Mailvelope en diferentes navegadores como Safari u Opera?

    R: No. En este momento, Mailvelope trabaja solamente como un complemento o extensión en Mozilla Firefox y Google Chrome o navegadores Chromium.

    P: ¿Para cuántas cuentas puedo generar pares de claves?

    A: Tantas como necesites.

    P: ¿Mailvelope guarda mi claves privadas en algún lugar en línea (por ejemplo, en una nube)?

    R: No, las claves privadas se guardan en tu computadora, Para Firefox está en un directorio de perfil, para Chrome o Chromium está en un directorio de datos del usuario. Sin embargo, las claves públicas se pueden cargar en el servidor de claves de Mailvelope.

    P: ¿Permite Mailvelope crear claves que pueden funcionar solamente por tiempo limitado?

    R: No por ahora.

    P: ¿Se puede instalar Mailvelope para una versión portátil de un navegador?

    R: Sí. Una vez que lo hagas, puedes copiar la carpeta del navegador que contenga la instalación de Mailvelope y todas las claves a una unidad USB y usarla en otra computadora.